Formulario Top
Tu clínica dental en Granada

Salud bucodental y deporte.

La sociedad está cada vez mas concienciada de la importancia que tiene llevar un estilo de vida saludable para conseguir una serie de beneficios.

Dentro de este estilo de vida , no solamente está el comer sano, evitar hábitos como el alcohol o tabaco, sino que uno de los principales pilares de esta buena forma de vivir es el practicar actividades deportivas de forma frecuente.

La relación entre el deporte y la salud bucodental, se basa en que un estado de salud bucodental no adecuado, puede originar problema digestivos, respiratorios e incluso afecciones coronarias y musculares. Todos estos problemas influyen negativamente en el rendimiento deportivo.

Por otro lado, el deporte también tiene una parte negativa, ya que, sino realizamos deporte con precaución, podemos ocasionar traumatismos dentales, caries, erosiones o enfermedad periodontal.

Traumatismos dentales durante la actividad deportiva.

Este tipo de problema es muy frecuente en la practica deportiva. Se trata de golpes producidos durante ciertos deportes que pueden llegar a ocasionar, a nivel bucodental :

  • Problemas dentarios (luxaciones, fracturas o avulsiones dentarias).
  • Problemas en la Articulación Temporomandibular (ATM) : limitaciones de apertura y cierre, dolor al masticar…etc.

La mejor solución para evitar este tipo de problemas es el uso de protectores bucales hechos a medida por tus dentistas de confianza. Este tipo de protectores adaptan mucho mejor, al diente protegiéndolo adecuadamente, y son mucho más cómodos de llevar que los prefabricados.

Caries y erosión dental.

Durante la práctica deportiva, el estrés y el aumento de la respiración bucal provoca una disminución del flujo salival, y disminución del pH que favorece la aparición de caries.

Si a esta bajada de pH le sumamos el hecho de que durante esta practica se suele aumentar el consumo de bebidas azucaradas ,estamos incrementando notablemente la aparición de caries, erosión de esmalte e hipersensibilidad dental.

Lo recomendable durante la practica de deporte es aumentar la ingesta de agua y mantenernos bien hidratados, para así mantener el pH en condiciones idóneas para que realice su efecto protector.

Enfermedades periodontales: gingivitis y periodontitis.

Los deportistas de alto rendimiento están sometidos a fuertes cargas, unidas a un gran estrés psicológico, que favorece un mayor apretamiento de los dientes, una pérdida de hueso alveolar e inflamación de las encías. Si a esto le sumamos una pobre higiene dental, se multiplica el riesgo de padecer una enfermedad periodontal.

Por otra parte, una periodontitis en un estado muy avanzado puede provocar fuertes dolores y ocasionen una disminución en el rendimiento deportivo.

Las personas que presentan periodontitis, tiene un mayor porcentaje de sufrir enfermedades cardiovasculares o endocrinas.

Dolores de los músculos y  de la articulaciones.

Algunas enfermedades infecciosas de la boca como la gingivitis o la caries pueden provocar molestias en los músculos y articulaciones.

Cuando existe una maloclusión, es decir, los dientes no encajan bien, se produce una inestabilidad oclusal, generándose múltiples contracturas en los músculos que pueden afectar al rendimiento deportivo e incluso ocasionarse alguna lesión.

Bruxismo dental.

Cuando realizamos deporte, puede ser, que inconscientemente rechinemos o apretemos los dientes.

Este hábito origina desgaste, erosión o pérdida del esmalte dental, originando problemas en la articulación temporomandibular que pueden generar tensión y dolor. También se pueden producir grietas en los dientes y problema de sensibilidad debido a la pérdida de esmalte y exposición de la dentina.

Por todos estos motivos, es muy recomendable que realices tus visitas al odontólogo si eres deportista, porque prevenir, es la mejor manera de curar.

¡TE LLAMAMOS GRATIS!

Formulario Rosa Blog

Deja tu comentario

¡Déjanos tu número y te llamamos!

Formulario Pop Up

¡Déjanos tu número y te llamamos!

Formulario te llamamos